miércoles, 8 de mayo de 2013

¿Conocen qué es la Parapsicología?

 
En los mitos y leyendas, a veces en el folklore nativo de muchos grupos étnicos se ha escuchado hablar de fenómenos que podrían incluirse en algunas de las clasificaciones de lo que es la PES (Percepción Extra Sensorial). Esto ha dado motivo a que se señalen como sucesos propios del ocultismo o de relatos paganos, opiniones que se basan en el desconocimiento de lo que realmente es la Parapsicología.

Pero no siempre tuvo ese nombre, originalmente se la conoció como Metapsíquica, pero hace justamente sesenta años, en 1953, durante el Congreso Internacional de Utrecht cambio su nombre para llamarla tal y como hoy en día lo hacemos: Parapsicología.

Hay una propensión científica a subestimar las  experiencias anómalas  y a quienes las experimentan se les tilda de raros o no se les cree. Por ello atreverse en el mundo de esa nueva ciencia, es aventurarse a conocer esos fenómenos, una propuesta al obtener la comprensión de las facultades psi, conocida como PES. Es la comprensión de muchos fenómenos como la telepatía, la clarividencia,  la psicokinesis o la canalización. Sucesos que  trascienden tiempo y espacio sin depender de ningún factor conocido y son estrictamente humanos producto de la actividad inconsciente del hombre.

Como su nombre lo indica, va al lado de la Psicología aunque muchos estudiosos de esta rama la ven con aires de sospecha. Sin embargo, científicos de todos los tiempos han incursionado en el estudio e investigación de esta materia llegándosela a conocer como Parapsicología como ciencia de "frontera" o límite. A tal punto, que en USA la más importante asociación de parapsicólogos, la Parapsychological Association, en 1973 fue registrada por la "American Association for the Advancement of Sciencie," (AAAS). Se trata de una organización que publica la reconocida revista Science y que  promueve la cooperación entre las diversas ciencias para mejorar la vida del hombre. Ese reconocimiento le da a la Parapsicología el mismo peso y valor que a cualquiera de las otras ciencias allí registradas.

Sucesos extraños y sorprendentes son los que han llamado la atención de quienes la investigan, unas son las conocidas experiencias cercanas a la muerte, otras son las canalizaciones muchas veces confundidas con la mediumnidad, a veces los eventos poltergeist y paremos de contar. Son innumerables los eventos que esta ciencia incluye y que han sido aprovechados por la industria cinematográfica para darlos a conocer. Pero no podemos dejar de lado quienes diciéndose parapsicólogos se dedican a las artes adivinatorias, muy honorables por demás, pero que no se relacionan en su totalidad con esta ciencia.

Para el estudio e investigación de los sucesos paranormales, se usan métodos científicos, pero debo acotar que el uso de esos sistemas no le otorga a ninguna disciplina la posición de ciencia.

El Laboratorio de Parapsicología de la Universidad de Duke, en el estado de Virginia (USA) que dirigió el doctor J. B. Rhine fue el primer instituto académico donde se investigo y estudio esta ciencia, donde se creó metodología y se buscaron –entre los alumnos- sujetos que permitieran estas investigaciones. De esta manera otros institutos en diversos países del mundo siguieron al Dr. Rhine y abrieron en sus universidades grupos de investigación y estudio de esta materia.  

Hoy en día la Universidad de Princenton (EEUU), la “Sociedad Española de Parapsicología”, la Universidad de Edimburgo (Inglaterra), con el nombre de “Fundación Arthur Koestler”,  la Universidad de Sao Paulo (Brasil, el “Instituto de Ciencias Parapsicológicas Hispano-Americano” (ICPHA), institución académica a la que pertenecen prestigiosos científicos y parapsicólogos de Europa y América. En su Consejo Académico cuenta con especialistas de la talla de Stanley Krippner, el Instituto de Parapsicología en la Universidad de Friburgo (Alemania), quien por cierto participo activamente durante años en el Laboratorio de los Sueños del Centro Médico Maimónides (Brooklyn, N.Y.) y los parapsicólogos Alejandro Parra y Carlos Alvarado, ambos latinoamericanos, crean la “Asociación Latinoamericana de Parapsicología” (ALPA) y CEINPLA en Venezuela, son tan sólo algunos de los institutos de estudios donde se estudia Parapsicología.

Como dato curioso e interesante, hemos de saber que en 1981 el Comité de Ciencia y Tecnología del Congreso de EEUU solicito evaluar las investigaciones de los eventos parapsicológicos, conocer que los organismos de seguridad más importantes del planeta, tienen especialistas en esta materia, tal es el caso del Stanford Research Institute (California) cuyos estudios en parte fueron financiados por la CIA.

Y aunque por diversas razones la institución no perduró, es importante reconocer que en 1986   se establece la primera carrera de Parapsicología en la Escuela de Parapsicología de la Universidad de la Tercera Edad en Caracas (Venezuela). Esta fue dirigida por el catedrático de Humanidades Jon Aizpúrua, a quien honro en este escrito.

No hay comentarios:

Sus comentarios, preguntas e inquietudes son importantes para mi. No dudes en hacermela saber.